botón
Socios
teléfono
915 609 496

Adrenalina autoinyectable

Un as en la manga

  • ¿Qué es la adrenalina?
  • ¿Cuáles son los efectos de la adrenalina?
  • ¿Qué hacer ante una reacción anafiláctica?
  • ¿Cómo se usa la adrenalina?
  • ¿Qué hacer ante la duda?
  • ¿Qué hacer tras una anafilaxia?

Adrenalina

ilustración de Benjamin Bertos
Ilustración de Benji benjiben6@gmail.com

¿Qué es la adrenalina?

La epinefrina, también conocida como adrenalina, es una hormona y un neurotransmisor producido por las glándulas suprarrenales, que están encima de los riñones. El cuerpo la produce y la almacena para liberarla en situaciones de alarma, de stress, de miedo o peligro. Sirve para que el cuerpo se prepare y se defienda mejor en situaciones de riesgo.

La adrenalina se puede sintetizar en laboratorio y está disponible para su uso como medicamento.

Se usa en personas con reacciones asmáticas o alérgicas graves que pueden llegar a provocar la muerte. Las personas con riesgo para estas reacciones la deben llevar encima en todo momento.


¿Cuáles son los efectos de la adrenalina?

La adrenalina aumenta la tensión arterial, aumenta la glucosa o azúcar en sangre, aumenta los latidos del corazón, y dilata los bronquios. Todos estos efectos preparan al cuerpo para reaccionar mejor ante los peligros.

Sus efectos sobre la tensión son beneficiosos en caso de shock (caída de la tensión arterial), en el asma (por el efecto broncodilatador) y en casos de parada cardiaca.

Los efectos son muy rápidos, casi instantáneos, aunque también son de corta duración, por lo que a veces hay que repetir su aplicación cada 15-20 minutos.


¿Qué hacer ante una reacción anafiláctica?

Vídeo perteneciente al PROYECTO CESA con la colaboración de socios de AEPNAA.

  • Intentar conservar la calma para poder manejar la situación de forma efectiva
  • No dejar al paciente solo en ningún momento y transmitirle tranquilidad
  • Colocarse acostado con las piernas elevadas, en caso de dificultad respiratoria o vómitos incorporar ligeramente el tronco
  • Inyectar adrenalina según las indicaciones del alergólogo y si no hay mejoría a los diez minutos repetir la operación
  • Acudir lo más pronto posible a un servicio de urgencias

¿Cómo se usa la adrenalina?

La adrenalina autoinyectable viene en un dispositivo parecido a un bolígrafo dentro de un tubo de plástico. Para utilizarla se saca del tubo, se quita el tapón gris de la parte más ancha, se apoya la parte estrecha sobre el muslo, en la zona con más músculo y luego se presiona con fuerza hacia abajo. También se puede clavar como si se clavase un cuchillo. Se puede hacer incluso a través de la ropa. La aguja que lleva se dispara automáticamente e inyecta la adrenalina. Se mantiene unos 10 segundos y luego se retira. Se da un masaje suave en la zona del pinchazo.


¿Qué hacer ante la duda?

Ante la duda, en general, es preferible administrar el autoinyector de adrenalina que no hacerlo. Algunos estudios relacionan el retraso en su administración con un mayor riesgo de desenlace fatal.

Los efectos secundarios de la adrenalina son leves y transitorios en la mayoría de las personas (palpitaciones, nerviosismo, sudoración...). Se ha de tener precaución en algunos pacientes (ancianos, cardiópatas...) que deberán consultar al especialista.


¿Qué hacer tras una anafilaxia?

Todo paciente que haya sufrido una anafilaxia debe ser remitido para estudio al especialista en alergia de forma preferente y se le debe prescribir adrenalina autoinyectable, que el paciente deberá llevar consigo en todo momento y lugar.

Más información

Adrenalina. SEICAP